Rinoplastía

¿En que consiste el procedimiento?

La rinoplastia puede reducir o aumentar el tamaño de la nariz, cambiar la forma de la punta, regularizar el dorso, estrechar la anchura de las alas, o cambiar el ángulo entre la nariz y el labio superior, La cirugía de nariz se diseña para cada paciente, dependiendo de sus necesidades.

Hospitalización:

Generalmente no se requiere hospitalización, aunque en algunos casos se recomendará una estancia de una noche en el hospital.

Molestias:

Inflamación, obstrucción nasal, entumecimiento de la punta nasal temporal, dolor leve a moderado, moretones.

Recuperación:

Dependiendo de la técnica utilizada puede requerirse o no la colocación de tapones dentro de la nariz, los cuales se retiran después de uno o dos días. Se coloca un vendaje de tela adhesiva por aproximadamente 14 días en total. En un plazo de 7 a 10 días se podrá volver al trabajo. El paciente puede realizar ejercicio ligero aproximadamente a las 4 semanas. La exposición al sol debe evitarse por varios meses después de la cirugía.
El resultado final de la rinoplastia se observa hasta después de seis u ocho meses, sin embargo, el 80% del mismo se puede apreciar desde las cinco semanas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *